jueves, 22 de junio de 2017

No son para ti.

Y llega un momento en el que te das cuenta que, simplemente, hay cosas en la vida que no son para ti.

miércoles, 21 de junio de 2017

Las cosas que no regresan.

La pena parará. Lo sabe porque todas las canciones de amor lo dicen, pero lo que jamás regresará es aquella felicidad que le hizo sentir que todo era posible.

Todas las mañanas contigo. Xuso Jones, 2016

martes, 20 de junio de 2017

La distancia es un café. Xuso Jones.



La distancia es un café es la novela de Jesús Segovia Pérez, más conocido como Xuso Jones que concluye la serie Coffee Love, que consta de 3 libros y este es el último de ellos.

Esta novela se sale un poco del hilo argumental que habían dibujado El amor empieza después del café y Todas las mañanas contigo,. Y lo hace recuperando personajes que han aparecido en las novelas anteriores pero sin la presencia que sí que consiguen en este libro. Además se incorpora Jaime, un personaje nuevo al que enseguida se le coge cariño.

Si las novelas anteriores habían tenido a Paulo y Olivia como el motor central de la narración, en esta se añade la hermana de Olivia, Raquel y Marisa, aquella mujer que llegó a Not Santas en busca de trabajo y se convirtió en el elixir que solucionó las dificultades que se presentaron y nos demostró que a veces, la ilusión y las ganas que se ponen en un proyecto son más importantes que la formación más estricta y selecta del mundo.

En esta novela, el autor nos enseña cómo las preocupaciones pueden cambiar tanto a una persona hasta hacerlas irreconocibles. Y en este libro, a Olivia, un personaje del que te enamoras nada más entra en acción, y aunque en el segundo libro tuvo algún que otro comportamiento impropio de ella, en este nos encontramos a un personaje que lo que dice, no tiene ni pies ni cabeza. Contando la preocupación con la que vive a raíz de un accidente, el autor nos invita a ser más empáticos con el entorno, y a no tomarnos tan a pecho las palabras que nos pueden decir, ya que estas palabras pueden nacer de un estado de ánimo muy bajo y echar por tierra una lucha que, de realizarse bien, llevará a la victoria más dulce que existe. También nos enseña la importancia del movimiento y de como a veces, si una parte no se mueve, es necesario que la otra lo haga por los dos. Así es posible hacerla despertar y que el motor siga funcionando. Y las historias de Raquel y Marisa le da una variedad que eché en falta en las entregas anteriores. Haciendo de la obra algo más emotivo y esperanzador si cabe.

Al llegar al punto y final, es cierto que no sientes esa tristeza que te dejan los finales de las historias inolvidables, pero también es cierto que estos personajes, Paulo, Olivia, Paloma, Rafael, Marisa, José Luis, Simón, Jaime, Raquel y Constanza son capaces de quedarse contigo mucho tiempo y son capaces de, con su ejemplo de paciencia y dulzura, enseñarte que nunca es tarde en la vida y que la pasión en lo que se hace, es el motor principal de toda obra.

Los amores adolescentes dejan cicatrices, sí, pero algunos, además de marcas en el corazón, deja señalado el camino a casa.

Y de repente comprendí que una de las cosas que estuve buscando en mis viajes era a ti, a una mujer que me volviera loco, que me hiciera pensar que soy invencible, que volviera mi mundo del revés y lo convirtiera en un lugar más bonito y mejor.


sábado, 17 de junio de 2017

Sí.

Tan solo una palabra cambiaría
la elipse de La Tierra que amanece
bañada con la lágrima que crece
con esta incertidumbre que me enfría

las ganas de pintar el nuevo día
con luces del color que tú mereces.
Pero solo la duda resplandece
y por romperlo, no sé qué daría.

Tan solo oír tu voz que me dijera
que no vas a marcharte de mi lado
sería dar sentido a esta espera.

Y sueño que tu voz me ha susurrado
que tu duda se fue en la primavera
y tu certeza al fin aquí ha llegado.

viernes, 16 de junio de 2017

Definición de tristeza.

Escribir todo para alguien y que ese alguien no tenga diez segundos para leerlo, es una buena definición de la palabra tristeza.

jueves, 15 de junio de 2017

Cuando llegas a la casa.

Cuando llegas a la casa
y las luces se transforman,
todo tiene otro color
y la dudas de las sombras
se deshacen en la paz
que tu compañía otorga.

miércoles, 14 de junio de 2017

El amanecer más bonito de la vida.

   Por su lado del avión, está amaneciendo y ambos se vuelven para ver el espectáculo. El sol asciendo como una fruta enorme y encendida, y a medida que escala por la nubes del cielo se tiñe de colores que no pueden apreciarse desde tierra firme.
   Paulo se da la vuelta para comentarle al Olivia que jamás había visto un amanecer tan bonito y se la encuentra dormida, tapada hasta la barbilla con la manta que tanto le ha gustado y con el pelo esparcido por la almohada que les ha repartido después de cenar.
   Este es el amanecer más bonito de su vida. Pero no es lo único: Jamás había visto a una mujer tan preciosa mientras dormía.


El amor empieza después del café. Xuso Jones, 2016.

martes, 13 de junio de 2017

Todas las mañanas contigo. Xuso Jones.



Todas las mañanas contigo es el segundo volumen de la trilogía Coffee Love de Jesús Segovia Pérez más conocido como Xuso Jones. 

Como ocurrió con El amor empieza después del café, nos encontramos con una novela breve. Empieza justo donde acabó la primera y podemos saber qué sucede tras ese final de rotura del primer libro.

Jesús vuelve a usar un lenguaje más bien enfocado al público adolescente y juvenil, con frases hechas hasta el punto de estar leyendo y tener la sensación de estar hablando con cualquier joven. No es que Paulo y Olivia sean precisamente adolescentes, pues son dos empresarios de éxito, pero la historia transcurre como si lo fuera. Y yo, personalmente, lo he agradecido, porque le da un toque de dulzura a la historia que, después del final del primer volumen, era muy necesario.

Esta historia nos muestra como las cosas no son lo que parecen ser y que basta la voluntad mala de las personas para que esas apariencias falsas consigan destruir lo que se intenta construir con todo el empeño del mundo. Paulo acepta su error y soporta la penitencia que le supone haberse equivocado. Pero su empresa sigue, ese sueño que construyó junto a Olivia sigue adelante y funciona, funciona demasiado bien como para que el dolor del corazón haga que se abandone el sueño Como ocurrió con El amor empieza después del café el autor se centra en dos personajes, en este caso, Olivia y Álex, el nuevo empleado de la empresa y con el que Olivia intenta sacarse el clavo ardiendo de Paulo. Pero en esta ocasión el mismo Paulo, Raquel, la hermana de Olivia y Marisa, la secretaria de Not Santas, cobran un papel más llamativo en la historia que el que otros personajes secundarios tuvieron en el primer volumen En esa relación entre jefa y empleado, Xuso Jones nos sigue mostrando la importancia de mirar más allá, del significado del lenguaje de los gestos y de saber escuchar al corazón, ya que hacerle oídos sordos es una muestra de orgullo que solo lleva a la desdicha. Y todos estos asuntos son tocados en una historia que puede leerse casi del tirón, que te hace querer saber qué va a pasar y cuáles serán los pasos que darán los personajes tanto para conseguir el éxito de la empresa, como para conseguir la felicidad. Queda un volumen y estoy deseando terminarlo. 

domingo, 11 de junio de 2017

sábado, 10 de junio de 2017

Quédate conmigo mucho tiempo.

¿Cuánto tiempo te quedarás conmigo? 
¿Preparo café o preparo mi vida?


El amor empieza después del café. Xuso Jones, 2016

viernes, 9 de junio de 2017

La presencia adecuada.

Seguía la receta al pie de la letra cada vez que la preparaba. Solo cuando volvió a compartir mesa con ella, el plato le supo tan bien como antes de que ella se marchase. Comprendió que la presencia adecuada enriquece todos los momentos de la vida.

miércoles, 7 de junio de 2017

El final deseado.

Yo ya no quiero tener amores tempestuosos y desgarradores. Solo quiero un amor con final feliz.

Un hotel en ninguna parte. Mónica Gutiérrez, 2014

martes, 6 de junio de 2017

El amor empieza después del café. Xuso Jones.


El amor empieza después del café es una novela romántica de corte juvenil de Jesús Segovia Pérez, conocido como Xuso Jones. Es el primer volumen de una trilogía que acaba de concluir.

En esta novela nos cuenta la historia de Paulo y Olivia principalmente. Hay huecos para personajes secundarios como Vanessa y Raquel y otro más pequeño para personajes que están sin aportar nada como el hermano de Paulo y sus padres.

Paulo es un publicista por vocación. Trabaja en una agencia muy importarte, pero sin desempeñar cargos específicos, quedando como un chico de los recados. Tiene una relación con Vanessa, una bloguera de éxito, muy guapa y con miles de seguidores. Cuando Paulo decide dejar esa empresa para desarrollar su faceta como publicista y explotar su creatividad, Vanessa muestra que el motivo de su relación es los pases a fiestas V.I.P. que Paulo puede conseguirle a través de la agencia de publicidad. Como suele suceder en la vida, siempre hay una cuerda que aparece en el momento que más lo necesitas para que te saque del fondo del pozo donde algunas personas se empeñan en tirar al resto de los mortales. Y esa cuerda se llama Olivia, una chica que acaba de llegar al edificio donde Paulo vive y que es todo lo que Paulo no conoce. Simple, humilde, simpática y muy inteligente. Empiezan compartiendo trozos de pizzas de las que Olivia es una fan asidua y terminan juntando sus esfuerzos para desarrollar un producto que a Paulo se le ha ocurrido a raíz de una anécdota que vivió el último día que estuvo trabajando en la agencia de publicidad.

Es una novela romántica que muestra que juntando fuerzas se puede conseguir una meta más alta y, posiblemente, con menos esfuerzos que si se emprende una misión en solitario. También es un ejemplo muy bueno de que las cosas si se comparten, dejan un sabor de boca mejor y también más escollos que salvar. Y una novela que enseña que a veces, el consuelo a la tristeza está en una simple conversación frente a un café o un pedazo de pizza.

La novela está lleno de momentos cómplices, y de algunos desencuentros. Me ha gustado mucho como el autor pasa de una situación triste a un capítulo nuevo sin ahondar en la herida y dejando que la sensación de tristeza se arregle gracias a la conversación y a la comprensión que debe existir en cualquier relación que los seres humanos establezcan entre ellos. Te deslizas entre las páginas con emociones encontradas, donde no puedes llegar a sentir felicidad absoluta ni una tristeza palpable por la sucesión de hechos constante. Puede que el lenguaje sea simple y sencillo, falto de recursos, pero a mí me ha parecido el lenguaje que una historia así tiene que tener.

Y yo, enemigo de los finales, y más aún de los finales tristes, he sentido que es posible destrozar una historia completa en una sola línea. La última línea de esta novela tira por tierra el trabajo de meses y todo lo que se ha construido gracias a ese trabajo. Y en mi opinión, una historia así no se merece esto. Se queda en puntos suspensivos, porque tiene una continuación y yo, sinceramente, estoy deseando saber qué ocurre con Paulo y Olivia.

lunes, 5 de junio de 2017

domingo, 4 de junio de 2017

sábado, 3 de junio de 2017

Perspectivas.

Y por razones de ausencias, 35 metros cuadrados me parecen un desierto interminable.

viernes, 2 de junio de 2017

La ciudad de las estrellas La, la, land



A lo largo de mi vida he escuchado todo tipo de opiniones sobre los finales. Hay quien los prefiere tristes y hay quien los prefiere felices. Puede incluso que haya quien prefiera que no haya final. Cada quien argumenta según su criterio y su forma de ver las cosas pero percibo que hay cierta unanimidad a la hora de definir que una obra de calidad tiene que tener su parte triste.

Un servidor, inculto y no entendido en casi nada, está de acuerdo con quienes afirman que una obra dramática llega más fácilmente al corazón porque solemos recordar los momentos tristes de un modo más intenso que los felices. Pero también creo que hay obras para las que existe un final determinado, triste o feliz y que no disminuiría la calidad de la obra. Y eso es lo que he pensado tras ver La ciudad de las estrellas. Es una película muy bonita, llena de colores y efectos que dejarán maravillados los ojos. Llena de canciones que dejarán maravillados los oídos, y llena de un final que dejará encogido el corazón. El motivo por el que lo hace, merece ser descubierto por uno mismo.

Creo que es posible interpretar el contenido de esta película de varias formas. Que puede ser que, al igual que ocurre en muchos poemas, las palabras solo expresen el contenido de algo que signifique otra cosa. Puede ser que esa escena que parece un flashback sea un suceso que pasó realmente y no algo que debería de haber pasado y no pasó. Quizá incluso cabe la posibilidad de que no sea nada de lo que he argumentado anteriormente y sea simplemente una visión que muestra lo que podría haber pasado si, por una vez en la historia, el ser humano fuese capaz de ser fiel a su palabra y caminar el sendero que lleva al destino más hermoso aunque esté lleno de piedras y espinas.

Durante la película sonarán canciones que se quedan dentro de nosotros y nos llevan a esa Ciudad de las estrellas que nace cuando dos corazones que se entienden se juntan. Y en mi opinión el contenido de esas canciones también se merecían reflejar la historia que nos cuentan.

Es una película para ver y para oír. Lamento que ambos mensajes no vayan cogidos de la mano pero tampoco puedo decir que la sensación haya sido negativa. Cuando disfruto de una obra, quiero que me cuenten ciertas cosas que me hagan tener esperanza y no un telediario lleno de tragedias. Y justo es el motivo porque el que el impacto que ha causado La ciudad de las estrellas no ha sido de esos que dejan una huella tan indeleble que es capaz de hacerte sentir esperanza por mucho tiempo que pase. Podría haberlo hecho, no era difícil premiar el esfuerzo y cumplir las promesas que no deben hacerse. Sin embargo, se optó por reflejar la realidad de una forma más clara. Y, por este motivo y no por otro, no es de las historias que se quedan grabadas en el pecho y dejan una sensación bonita cuando te acuerdas de ellas.

jueves, 1 de junio de 2017

Ese tiempo.

Y resulta que llega ese tiempo donde ningún segundo sobra y ya no quieres mirar atrás.